Generalmente aquellos médicos veterinarios que nos dedicamos a la práctica con animales menores o de compañía (Perros, gatos y demás mascotas), siempre recibimos la inquietud tanto de mujeres gestantes, como de futuras madres sobre la posibilidad que puedan tener problemas para quedar embarazadas o si ya lo están puedan sufrir un aborto por culpa de tener un gato o un perro; lamentablemente no es raro haber oído que tal o cual persona tenía abortos continuamente y resultó que le hicieron una prueba para la detección de TOXOPLASMA y como salió positivo, la culpa de todo este grave problema era su gato o peor aún su perro. Por lo que dicha persona tuvo que regalar, abandonar o sacrificar su mascota, absolutamente sin ninguna razón fundada.

El Toxoplasma gondii, así se llama correctamente, es un protozoario que tiene un ciclo de vida dividido en varias etapas, donde el gato y otros felinos salvajes, tienen un papel primario en su existencia, así también otros animales de sangre caliente (incluyendo a las aves). No explicaré el ciclo de vida de este parásito pues es algo largo y con variaciones, pero seré especifico en lo que sí es importante.

Para que un animal o humano se infecte tiene que comer o beber algo que contenga lo que llamaríamos huevos (Esporozoitos), pseudoquistes (Taquizoitos) o quistes (Bradizoitos) del Toxoplasma. El gato que vive en casa y no tiene contacto con ratones, aves, carne cruda, leche cruda, verduras regadas con aguas servidas, etc., no se contagiará de TOXOPLASMOSIS. Es decir, si le hiciéramos una prueba al gato para detectar Toxoplasma el resultado sería negativo. Pero el propietario podría ser positivo por comer o beber alimentos sin cocer o hervir en cualquier otro lugar, es decir sin las condiciones mínimas de higiene y su gato(s) no tuvieron la culpa.

Los félidos (Gatos, tigres, linces y demás) son necesarios para la sobrevivencia de este parásito, ya que cuando comen algo contaminado (sean huevos o quistes), tiempo después ellos serán los únicos que eliminan en las heces los huevos, pero poco tiempo después, sus cuerpos reaccionan y generan defensas contra este parásito, por lo que si se contagian nuevamente, no habrán ningún huevo de Toxoplasma en sus heces, ya que se habrán hecho inmunes. Por lo que si hacemos una prueba para detectar TOXO en el gato y sale positivo, esto querrá decir que este gato ya tuvo la enfermedad, por lo que NO PUEDE CONTAGIAR a nadie.

La fuente de contagio está en las heces del gato u otro felino, que por primera vez (Generalmente gatos menores de un año) tuvo contacto con el parásito, pues el Toxoplasma se reproduce en el intestino del gato u otro felino semejante y elimina los huevos en las heces. Los humanos y demás animales (Aves, ratones, perros, vacas, cabras, etc.) se contagian al consumir bebidas o comidas contaminadas con las heces de estos gatos jóvenes. Los humanos y otros animales que se contaminan NO eliminan huevos por las heces, estos mas bien forman pequeñisimos quistes en su cuerpo. Pero al poco tiempo el organismo de esta persona o animal reacciona formando defensas en contra, de modo que tiempo después, su cuerpo será inmune y no se volverá a contagiar. Si estas personas o animales son sometidos a una prueba de detección, obtendrán un resultado positivo, lo que quiere decir que tuvieron la infección, por lo que no contagiaran ni tampoco volverán a enfermarse (Salvo casos lamentables donde el sistema inmune no funcione adecuadamente: SIDA, quimoterapia y otros).

Espero no haberlos confundido un poco con lo anterior, pero para resumir, todo esto se pueden señalar los siguientes hechos:

  • El gato es la única fuente de contagio, a través de sus heces. Pero, para que los huevos en las heces sean capaces de infectar, necesitan estar en el medio ambiente por lo menos 24 a 48 horas.Por lo que no deje las heces de su gato por varios días, límpielas diariamente, así no se contagiará
  • Consuma todos sus alimentos bien cocidos o hervidos, no sólo evitará el TOXOPLASMA, sino también el COLERA y demás enfermedades previsibles de esta forma.
  • Lávese las manos antes comer o beber sus alimentos.
  • Si piensa tener hijos o está embarazada, que sea su esposo u otra persona quien limpie las heces de su gato (Para este momento la mayoría de mujeres ya tuvo contacto con el Toxoplasma, por lo que ya son inmunes) debido a que la salubridad en general se descuida, al momento de seleccionar donde comer o que usar para cocinar.
  • Si tiene perros, no tiene de que preocuparse, el Toxoplasma no se reproduce en el intestino del perro, por lo que no lo esparce en sus heces (Si alguien le recomienda deshacerse de su perros como prevención, dude seriamente de este consejo y busque otra opinión con más experiencia en el tema).
  • La infección en humanos, en perros y gatos en la gran mayoría de los casos no presenta síntomas.
  • Existe otro parásito que vive en los animales domésticos (Neospora caninum) que da reacciones cruzadas positiva cuando se realizan pruebas de detección de Toxoplasma, es decir que es posible que el resultado indique positivo a Toxoplasma cuando el animal está enfermo con Neospora. La neosporosis produce abortos en vacas, cabras y otros animales de granja, en los perros y gatos puede producir síntomas neurológicos, pero no se ha demostrado su presencia en humanos.
  • Se recomienda que las gestantes se hagan una prueba de detección de Toxoplasma. De acuerdo a los resultados, será su médico quien manejará el caso adecuadamente. Pero de ser positivo no tiene por que separarse de sus mascotas, es probable que ellas no estén contagiadas y usted tampoco las contagiará.
  • Generalmente los gatos mayores de 1 a 2 años ya tuvieron contacto previo con elToxoplasma, por lo que para ese momento ya son inmunes (NO CONTAGIAN).
  • En el Perú son pocos los lugares donde se pueden realizar las pruebas de detección de Toxoplasma en humanos, en animales en la actualidad no se realiza en ninguna clínica veterinaria, las muestras de animales se remiten a centros especiales como los Institutos de Enfermedades Tropicales de San Marcos o Cayetano Heredia y algunos laboratorios clínicos veterinarios.

Última Revisión: 31 de Octubre del 2014